Home / Ashoka  / ¿El posible tener una educación para la paz? | Ashoka

¿El posible tener una educación para la paz? | Ashoka

México es uno de los países de América Latina con mayor violencia verbal, física, psicológica y social entre alumnos de educación básica. Analizando los casos de bullying recientemente evidenciados en redes sociales, nuestras sociedades están llegando a niveles alarmantes, inaceptables e inhumanos.

 

Es momento que entendamos que la Paz no sólo está relacionada con el fin de las hostilidades bélicas sino con otros fenómenos como la pobreza, la ausencia de democracia, el desarrollo de las capacidades humanas, los niveles de desigualdad social, el deterioro del medio ambiente y los conflictos étnicos. ¿Cómo revertir este desalentador escenario?, ¿cómo introducir el concepto de paz desde las edades más tempranas?, ¿cómo no terminar en conflictos y si se cae en ellos, cómo inculcar técnicas para la resolución de los mismos?

 

Si bien en el sistema educativo actual algunas asignaturas abordan el tema de los Derechos Humanos, ¿cómo lograr aterrizarlos desde conceptos abstractos a la realidad de todos nuestros niños y jóvenes? Al ver los escenarios escolares estandarizados de hoy día, es evidente que los estos deben transformarse para generar nuevas dinámicas y metodologías que logren superar la violencia en las aulas con alcances medibles y donde las diferentes dimensiones de estos alumnos sean abordadas ya que si bien la escuela puede convertirse en una impulsora de paz, la realidad que viven en sus casas tendría que estar acorde a la misma dinámica y generar el mismo ambiente.

 

Quizá uno de los principales problemas sea ni en la escuela ni en el hogar hablamos de paz, de resolución de conflictos o de encontrar soluciones creativas. ¿Será que en México aún no estamos dispuestos a buscar alternativas que construyan el bien común?, ¿será que los profesionales en estas herramientas son muy pocos? Realmente el escenario es desalentador y se va tornando más grave cada vez, sin embargo, hay instituciones y OSC´s que ya estamos trabajando en el tema, porque sabemos que el campo de acción es muy amplio y el impacto que genera que un joven opte por la paz en su aula de clase, su familia o inclusive con medio ambiente, no solo genera un cambio inmediato, sino a largo plazo y de impacto multiplicadora.

 

Ashoka desde hace 30 años ha impulsado los nuevos modelos educativos para generar una educación transformadora que pueda crear una cultura de paz y bienestar. Fomentado que cada niña y niño domine la empatía como la habilidad central transformadora para esa paz que imaginamos y queremos.

 

Escrito por Cynthia Aguilar

 

Conoce más de Ashoka en www.ashoka.org

 

Síguenos en FB: Ashoka México y Centroamérica y Tw: @ashoka_mx

 

NO COMMENTS

POST A COMMENT

A %d blogueros les gusta esto: