Home / Fundacion Michou y Mau  / La tecnología, la electricidad y el mundo actual | Fundación Michou y Mau

La tecnología, la electricidad y el mundo actual | Fundación Michou y Mau

Recuerdo claramente cuando por primera vez mi padre trajo una computadora a casa. Recuerdo mi primer celular y recuerdo perfectamente el momento en que la conexión de internet ocupaba la línea telefónica, lo cual volvía cualquier intento por descargar algún video de internet una aventura feroz al escuchar que algún miembro de la casa se dirigía al teléfono para realizar una llamada, cuyo resultado conocíamos bien sería una desconexión y un volver a comenzar.

 

La tecnología brinda la mayor oportunidad para conocer nuevas realidades. En un solo dispositivo, un pequeño puede conocer por primera vez obras de arte de Paris, escuchar música de otros tiempos y hablar con niños de tierras lejanas. La tecnología es la puerta al mundo de hoy en día y es con ella que podemos expandir nuestra mente y la mente de los pequeños como nunca antes pudimos.

 

Me pedía mi padre que cada vez que deseara cambiar de video juego, le llamara para que él colocara el cartucho en la consola. Sucedía lo mismo cuando en mis intentos de ser inventos, buscaba arreglar algún control remoto de una televisión vieja para lo cual, como primera instrucción, siempre fue el quitarle las pilas para evitar algún riesgo. También recuerdo no poder conectar y desconectar equipos del enchufe de electricidad y siempre estuve a muchos metros de distancia cuando se cambiaba un fusible fundido de mi casa.

 

La tecnología abre puertas que nunca imaginamos. Sin embargo, la normalización de manejar tanta tecnología como lo hacemos hoy en día, nos hace poco sensibles a los riesgos que existen cuando dejamos de ser precavidos con la electricidad. Tenemos tanta tecnología en nuestro hogar que seguramente no consideramos lo peligroso que son los enchufes, los cables, las conexiones y todo aquello que acompaña a nuestros celulares, nuestras tabletas, nuestros televisores. No importa qué tan moderno sea el equipo que tenemos en nuestras manos, siempre existe el riesgo de que su cable esté mal conectado o gastado su recubrimiendo. Solo se requiere una pequeña chispar para causar una tragedia. Más vale estar atento a los peligros de la tecnología en nuestro hogar.

 

Escrito por Resiliente Magazine

 


Desde 1998, la Fundación Michou y Mau para niños quemados se dedica:

–  Al traslado de niños en riesgo de perder la vida por quemaduras al Hospital de Shriners Galveston o a las unidades especializadas en México.

– A la atención de niños con secuelas de quemaduras a través de diferentes apoyos como: revisiones médicas subsecuentes en clínicas de valoración que se dan en diferentes Estados, tratamiento psicológico para los pacientes y sus familias, ayuda para las prendas de presoterapia, traslados, alojamiento en albergues durante su estancia para las revisiones médicas, etc.

– A la creación de Unidades de Alta Especialidad en la Atención de Quemaduras en México

– La capacitación de profesionales de la salud: médicos, paramédicos, TUM, enfermeras, personal de rescate, etc.; para brindar atención especializada en quemaduras

– A prevenir a través de la Campaña Nacional de Prevención “No TQuemes” que cuenta con material audiovisual y didáctico para que aprendas con los más pequeños de la casa como no quemarse o qué hacer si tienen algún accidente que pueda provocar quemaduras 

Haz clic aquí si quieres conocer más de cómo prevenir quemaduras.

Conoce más de Fundación Michou y Mau en nuestra web www.fundacionmichouymau.org   y en nuestras redes sociales: 

-Facebook: Fundación Michou y Mau IA

-Twitter: @michouymau

 Tu donativo nos puede ayudar a salvar una vida de un niño quemado. Haz tu donación aquí o puedes realizarla directamente en el banco Citibanamex en la cuenta Núm. 4153654 sucursal 298 a nombre de Fundación Michou y Mau I.A.P., clabe interbancaria 002180029841536548

 

logo-fundacion-michou

NO COMMENTS

POST A COMMENT

A %d blogueros les gusta esto: